PUBLICIDAD

Ejercicios de Calentamiento para obtener Soltura

Ejercicios de Calentamiento para obtener Soltura

El calentamiento del caballo cumple un papel muy importante en el entrenamiento equino.

Al igual que cualquier atleta, un caballo debe descontraer sus músculos para así obtener la soltura y la flexibilidad necesarias en toda actividad ecuestre.

Además, el calentamiento no solo influye en la descontracción muscular y la elasticidad de las articulaciones, sino también en la relajación psicológica del caballo.

Este es un buen “punto de partida” para una sesión de trabajo, una competencia, un paseo, etc.

Sin el debido calentamiento se pueden causar lesiones, como tendinitis, desgarros o lesiones articulares.

Ejercicios de calentamiento

Los ejercicios de calentamiento son de diversa índole.

Su aplicación va a depender del modo de vida del caballo (estabulado, semi estabulado, en libertad), de su temperamento y del nivel de doma que tenga.

Si el caballo se encuentra estabulado va a necesitar mayor tiempo de calentamiento que un caballo que se encuentra en libertad.

Un caballo nervioso también requerirá un buen tiempo de calentamiento enfocado en la relajación.

Por otro lado, el caballo novato puede necesitar ejercicios de calentamiento pie a tierra, mientras que el caballo avanzado puede entrar al calentamiento con el jinete ya montado.

Ejercicios pie a tierra

Trabajo a la cuerda

El trabajo a la cuerda es un excelente método de calentamiento especialmente para caballos de niveles inicial y preliminar.

En este caso no usaremos riendas de atar o cualquier otra rienda auxiliar.

Dejamos que el caballo se estire libremente.

Comenzamos con el trabajo al paso y luego un poco de trote, siempre en los dos sentidos.

El galope lo emplearemos solo si el caballo sale por su propia cuenta y luego lo regresamos tranquilamente al trote.

El tiempo de este trabajo de paso y trote a la cuerda, puede estar entre 5-10 minutos.

Flexiones de cuello

Otro tipo de ejercicios de calentamiento pie a tierra son las flexiones laterales de cuello.

Para esto tomaremos con nuestra mano la cara del caballo y la llevaremos lentamente hasta que tope con el hocico su espalda.

Este trabajo está bien hecho cuando el caballo cede a nuestra petición sin resistencias.

Para enseñar este ejercicio debemos ir de a poco.

Cuando el caballo ceda aunque sea unos centímetros lo premiamos con caricias y así sucesivamente hasta que toque sus espaldas.

Alternamos el ejercicio hacia la izquierda y hacia la derecha.

Para calentar serán suficientes unas 5 repeticiones a cada lado.

Ejercicios de calentamiento montado

Estos ejercicios son similares al trabajo a la cuerda, pero esta vez con el jinete-amazona montado.

Se utilizan en caballos de niveles intermedio y avanzado.

Desde el principio es importante mantener al caballo con ganas de ir hacia adelante, sin arrastrar sus extremidades.

Pausado sí pero también enérgico.

Sin embargo el caballo puede estar con sus músculos contraídos y la reacción ante los pedidos de pierna puede ser muy lenta, ante lo cual el jinete-amazona no deberá dar talonazos o peor aún espuelazos.

Es mejor el tope de la fusta o una llamada de atención con la voz, caso contrario el caballo se puede mal acostumbrar y hacerse “sordo” a la pierna.

Calentamiento del caballo de nivel intermedio

  1. Trabajo al paso durante 5 minutos dejando que el caballo estire su cuello hacia adelante y abajo.
  2. En la parada pedir flexiones laterales de cuello, 3 a cada lado. Mantener por unos instantes el hocico junto a la espalda. La rienda debe sentirse relajada (sin resistencia), pero si el caballo quiere regresar por su propia cuenta, la rienda debe mantenerse firme. Es el jinete-amazona quien debe “autorizar” el retorno del cuello valiéndose de la rienda contraria.
  3. En la parada pedir la cesión de nuca para iniciar el trabajo en equilibrio
  4. Al paso y con la nuca cedida, pedir flexiones laterales de cuello con un desplazamiento mínimo (20°-30°), permanentemente de izquierda a derecha y sin que las caderas se muevan. Puede realizarse durante 1-2 minutos.
  5. Trabajo al trote levantado durante 4 minutos aprox. realizando grandes círculos (figura ocho) o serpentinas de 3 bucles (pista referencial de 40×20 mts).
  6. Trabajo al galope durante 3 minutos aprox. en círculo y por toda la pista. Se puede incluir algunas transiciones al trote que  ayudarán a relajar el dorso del caballo.

Calentamiento del caballo de nivel avanzado

  1. Trabajo al paso durante 5 minutos aprox. Primero con el cuello estirando y poco a poco ir recogiendo la rienda para colocar al caballo “en la mano”. Durante este tiempo se puede realizar ejercicios cortos de espalda adentro, apoyos y piruetas. Siempre por igual a las dos manos.
  2. Trabajo al trote durante otros 5 minutos aprox. Iniciar al trote levantado y finalizar al trote sentado cuando el dorso del caballo ya esté suelto y flexible.
  3. Trabajo al galope por toda la pista y en grandes líneas curvas, con cambios de pie en el aire. Al finalizar se puede trabajar cambios de equilibrio de galope reunido a galope largo y viceversa. El tiempo aprox. para este calentamiento es de 5 minutos.

Nota: En todas las fases del calentamiento, sea un caballo de nivel básico, intermedio o avanzado, se debe dar tiempos de recreación (algunos segundos) al paso con riendas largas, entre ejercicio y ejercicio.

Referencias bibliográficas:

  • Federación ecuestre alemana “Principios de la equitación”
  • Arthur Kottas. “Ejercicios para pruebas intermedias y avanzadas”

También podría gustarte

Alexander Mena

   

Alexander Mena (Quito, 1964), amante del diseño, la música y el mundo del caballo. En la actualidad dedicado a otra de sus grandes pasiones, la escritura en medios digitales y la dirección de proyectos empresariales vinculados a nuevas tecnologías.

Deja un comentario

X